portada web LALA

HISTORIAS DE LALA

(por J. Paulorena)

Lala estuvo a punto de nacer chico pero una de sus madres, Begoña Ripalda, decidió que no, que sería niña y que además tendría alrededor de once o doce años en mil novecientos sesenta y nueve. Año arriba año abajo… ya sabes cómo son algunas personas con eso de la edad.

Lala se gestó en el Taller de Escritura que se imparte en la Biblioteca Villamonte, en Getxo (a tiro de piedra del molino de Aixerrota), y despertó tal interés en sus compañeros que cada semana, al llegar Begoña a la clase, le preguntaban si traía más Historias de Lala. Y ella avergonzada sacaba de la carpeta el nuevo capítulo. Begoña confiesa en una presentación que las aventuras de esta niña de otra época habían alcanzado las ochenta páginas.

Una de sus compañeras, Regina Zabala, llegó un día al taller con un dibujo de Lala. Begoña dijo que llevaba coletas y Regina, lápiz en mano, terminó de dar forma a Lala con un par de trazos bien definidos. Así se convirtió Regina en la segunda madre de Lala.

Begoña fue maestra y en sus últimos años de oficio impartió clases de educación para adultos. Regina hizo Bellas Artes y ahora está estudiando Ilustración; ella es la que ha dotado de vida unos trazos a lápiz capaces de retornarnos al pasado.

La sinergia entre dibujante y escritora fluyó en meses de trabajo, cientos de bocetos, decisiones respecto al color y estilo, discusiones entre prevalencia de texto o dibujo… Pero la buena actitud de ambas y el respeto hacia la labor del otro facilitaron que el cuento fuera un proyecto sólido.

Y aquí es donde tuvimos la suerte de entrar nosotros. Contactaron con Isa y le hablaron de Lala, a la editora le pareció interesante y ha pasado mucho tiempo con ellas trabajando en el formato final del cuento.

Es el segundo cuento que publicamos con EC.O+ y tras unas pocas presentaciones la tirada está agotada, por lo que podemos afirmar que ha tenido muy buena acogida. Pero que no cunda el pánico, que en breve habrá más ejemplares para que nadie se quede sin el suyo.

Nuestra enhorabuena a las autoras.

Share Button